«Dedicado a fortificar y animar al Cuerpo de Cristo.»

El Camino De La Fe

Por Andrew Murray

    El conocer o experimentar a Dios en nuestra vida diaria nos hace conscientes de Su presencia para que así siempre caminemos con Él – esto es lo más sublime para el hombre, esta es la vida que la fe vive.

    Dios nos ha creado para Él.  Esto es nuestro destino porque hemos sido hechos con el propósito de satisfacer a Él y ser Su deleite.  Por medio de la fe nos rendimos a Dios.  Con la fe honramos a Dios, Lo reconocemos y buscamos Su presencia descansando en Él, esperando y sabiendo que todas las cosas vienen de Él.  La fe engrandece a Dios y da la gloria a Él.  La voluntad de la fe quiere hacer la voluntad de Dios.  La fe deja a Dios actuar o trabajar en la forma propia de Él y Lo permite estar en todo.  Entonces, no es de sorprender o extrañar que la fe sea infinitamente agradable a Dios.